SENTENCIA SOBRECARGA HORARIA: EL RECTORADO NO RECTIFICA


Sentencia horario

El rectorado no ha entendido nada de la sentencia del tribunal nº 5 del recurso contencioso-administrativo interpuesto por FETE-UGT de la UGR, contra la sobrecarga horaria impuesta por el rectorado a los profesores de la Universidad de Granada.


Cuando esperábamos una corrección, un cambio de rumbo, respecto a la relación con los representantes de los trabajadores, cuando esperábamos la apertura de un proceso de diálogo, de negociación, obligado por el juez, la respuesta del equipo de gobierno universitario a través de un comunicado restringido, “secreto”, de la Secretaria General, enviada a los miembros del consejo de gobierno y copiada por el fiel vicerrector de ordenación académica a los directores del departamento, ha sido de prepotencia, soberbia e intento de demostrar autoridad vacía y trasnochada. Cuando lo que dice básicamente la sentencia es que hay que negociar, ellos hacen uso de la ceguera y mantienen una actitud desafiante, ahora con los jueces.


Como si no hubiera ocurrido nada, mirando para otro lado, borrando la cara de la foto que no le gusta, como hacía Stalin, ignorando la sentencia, creen que por una especie de sortilegio van a espantarla y creer que nunca ha ocurrido.


Su gran argumento es que no la habían recibido, cuando el sábado la tenía la mayoría de la comunidad universitaria, y su fecha de emisión es anterior. Toda España la conoce, y hasta se han interesado por ella niveles técnicos importantes del Ministerio de Educación. Pero para el rectorado, no existe porque dicen que aún no les ha llegado. Un argumento cuando menos, innecesario y pueril.


Aunque se recurran las sentencias tienen que obedecerse y ejecutarse, de lo contrario de nada serviría la justicia si tenemos que esperar el final de los procesos que pueden durar años y llegar hasta Estrasburgo. No hemos sido nosotros los que hemos repetido hasta la saciedad la palabra “felonía”, ahora es el momento de demostrarlo obedeciendo a la justicia.


Así, la sentencia deja nulo de pleno derecho el acuerdo del Consejo de Gobierno, que trasladaba al Plan de Ordenación Docente (POD) el Real Decreto Ley 14/2012 de manera unilateral y discrecional por el rectorado, y dice literalmente”…debiendo retrotraerse el expediente al momento previo de su adopción a fin de dar cumplimiento al trámite de negociación al que se refiere la sentencia”, por tanto todo lo que venga a continuación debe quedar en suspenso hasta que se negocie con los representantes de los trabajadores. Es muy sencillo y puede ser rápido, consiste en llamar a las organizaciones sindicales y llegar a acuerdos mediante el diálogo, eso que tanto les cuesta.


La sentencia deja nula la imposición de la sobrecarga horaria al profesorado sin especificar si son funcionarios o laborales. Es verdad que queda por resolver el recurso-contencioso específico que hemos interpuesto para el PDI contratado, pero la extensión de la sobrecarga horaria al profesorado contratado se añadió en una adenda del Consejo de Gobierno a la resolución revocada y su argumento es que tenían que tener el mismo tratamiento que los funcionarios; pues bien la decisión del juez es que no se les puede imponer unilateralmente un exceso de carga horaria ni la traducción en horas de los créditos ECTS que utiliza como medida el Real Decreto Ley 14/201. Lo prudente, por tanto, sería dejar en suspenso, hasta que se negocie, la aplicación del decreto, tanto, para el PDI funcionario como para el contratado.


Precisamente, lo que obliga lo dictado por el juez es a negociar, a cumplir la ley, porque también es felonía negarse a la negociación, como dictan nuestras leyes, de todo lo que afecta a las condiciones de trabajo, como ha hecho sistemáticamente este equipo de gobierno. Pero, negociar no es reunir de forma precipitada a los representantes de los trabajadores, entregándoles en el mismo momento de la reunión la documentación, sin atender nada de lo que se le dice porque la decisión ya está tomada antes de empezar. La palabra “negociar” es más seria y, por ello, lo primero que vamos a exigir es un marco de actuación, con plazos y procedimientos claros. Nosotros siempre hemos estado dispuestos a negociar y seguimos estándolo, no hemos cambiado.


Los profesores que se sientan agraviados deben pedir que se cumpla la sentencia en sus Consejos de Departamentos. Nosotros lo haremos por todas las vías legales y sindicales existentes. A los insignes miembros del equipo de gobierno de la Universidad de Granada les instamos a que respeten al juez, hagan caso a lo que dice la sentencia y nos llamen para negociar, verán que no es tan trágico.


Un cordial saludo

Sección Sindical de FETE-UGT de la Universidad de Granada Complejo Administrativo Triunfo

Locales Sindicales 2ª planta

C/ Cuesta del Hospicio s/n

18071 Granada

Teléfono: 9582 44288 – FAX: 958240964

E-mail: feteugt@ugr.es

WORDPRES: http://feteugtugr.wordpress.com/

TWITTER: https://twitter.com/UGTUGR

FACEBOOK: https://www.facebook.com/pages/FETE-UGT-UGR/395816647152850?ref=hl

Creado por la Sección Sindical de FeSP - UGT de la Universidad de Granada    2012  FeSP-UGT UGR